Ideas para decorar la Navidad al estilo DIY

Si te gusta la decoración y las manualidades, llegó la hora ir un paso más allá y alejarte de los patrones decorativos navideños clásicos. ¡¡Chao con los típicos metalizados!! Te invitamos a apostar por los colores de la naturaleza, como el café y el verde, y de paso adentrarnos en un tipo de decoración mucho más sencilla, acogedora, y lo mejor, ¡hecha con nuestras manos!

Recopilamos para ti una selección de adornos navideños (que pueden servir como regalos) muy DIY, que harán que nuestro hogar esté lleno de detalles personalizados. ¡Aquí vamos!

 

  1. Guirnalda de naranja seca

Sencilla, natural y aromática, aunque el tiempo de secado de las naranjas es un poco largo, (también las puedes comprar ya disecadas) es un proyecto realmente simple, fácil y divertido de hacer.

Materiales:
– naranjas
– cuchillo
– bandeja para hornear
– papel mantequilla
– alambre / hilo
– aguja con un ojo grande
– tijeras

Instrucciones: Precalentar el horno a 100ºC. Forrar las bandejas con papel mantequilla. Cortar las naranjas en rodajas finas, secando con una toalla el exceso de líquido. Luego, hornear a 100º durante 1 hora cada cara de la rodaja. Retirarlas apenas los bordes estén dorados. Poner las rebanadas en una rejilla para enfriar durante un día.
Con una aguja y una cuerda delgada pasar la cuerda a través de las rodajas. O si usas alambre floral, pásalo directamente a través de las rodajas. No te olvides de dejar una cuerda/alambre extra en los extremos para colgar la guirnalda.

2. Papel de regalo personalizado

Es posible hacer sellos personalizados con poca plata. El clásico timbre de papas, por ejemplo. Si eres hábil con el cuchillo, podrías crear un bonito sello para decorar el papel de regalo, un plan que puedes hacer con tus niños o sobrinos y aprovechar la instancia para compartir. Además, es una manera muy original de darle tu propio toque. Fíjate en esta opción, en la que se ha tallado un árbol de Navidad  y se estampó, con ayuda de tinta negra, por todo el papel. Puedes tallar lo que se te ocurra, desde una figura hasta iniciales… ¡Prueba!

3. Coronas navideñas usando aros de bordar

 

 

Usa tu imaginación y crea coronas navideñas usando aros de bordar. Si no cuentas con uno, puedes adquirirlo de manera muy fácil en tiendas de telas o manualidades. Además de que resultan económicos, su forma se presta para infinidad de ideas. Para hacer con ellos unas lindas coronas navideñas, utiliza algunas ramas de pino artificiales o naturales y átalas por medio de alambres o hilo en un solo lado del aro (no es necesario que cubras toda la superficie). Puedes juntar dos o más para que la composición sea aun mas llamativa.

4. Árbol de Navidad versión minimal

Si quieres una Navidad minimalista lánzate a crear composiciones como la de esta imagen. Solo necesitas algunos palos de maderas para transformarlo en un árbol decorado con luces y adornos navideños.

5. Velas para centro de mesa

Tal como te lo hemos contado en artículos anteriores, las velas son siempre un buen aporte a la hora de crear centros de mesa. Pero además, el cristal puede darle un toque de lo más delicado. No hace falta mucho, tan sólo un vaso de vidrio fino, un jarrón o cualquier otro recipiente de este material en el que podamos meter una o varias velas. Además, puedes decorarlos, ya sea introduciendo en su interior hojas verdes, o bien, ornamentando el exterior con flores, como lo vemos en la foto.

6. Estrellas de ramitas rústicas

Solo necesitas ramitas de árboles, pegamento,  lana o hilo  y tijeras. Armas la estrella y une las ramitas por cada extremo. Una vez armada la estrella, envuelve cada punta con lana o hilo o tela. ¡Tus estrellas serán una sensación!

7. Marcasitio llenito de amor

A la hora de pasar a la mesa, no sólo es importante deleitar a tus invitados con la preparación de la comida, sino que también con algún ‘extra’ que demuestre preocupación. Puedes marcar cada sitio con el nombre del invitado en una etiqueta con una ramita de pino colocada sobre su plato o servilleta. ¡Son simples detalles que marcan la diferencia!

8. Pesebre a tu estilo

Como la Navidad se celebra para recordar el nacimiento de Jesús, el pesebre es una pieza importante, sobre todo para las personas más religiosas. Podemos incluirlo con un pesebre tradicional, o uno un poco más conceptual, como el que mostramos en la foto. Aquí tan solo bastan unas piedras planas, pinturas de colores y atreverse a personalizarlo.

La Navidad es un buen momento para poner nuestras manos a trabajar. Te invitamos a ponerle corazón a lo que hacemos y a darle un valor agregado a tus espacios para compartir. ¿ Estás lista? ¡Manos a la obra!