Hay un print que veremos en todas partes (aunque es de toda la vida)

Tommy Hilfiger lo acaba de confirmar en su pasarela ‘see now, buy now’ de otoño 2019 con una propuesta cargada de abrigos, chaquetas y aplicaciones de pied de poule, un estampado de cuadrillé de toda la vida que promete ser furor para el otoño del hemisferio norte.

No es un estampado nuevo, más bien es un clásico con una historia que se remonta a los reyes a comienzos del siglo XX, y que luego Coco Chanel incluyó en sus trajes en los años 30 y más tarde, Christian Dior en los glamorosos años 50. Similar al estampado Vichy, pero más grande, el print pied de poule o pata de gallo es otro de estos clásicos que va y viene por temporadas.

TommyxZendaya
Chanel Otoño-Invierno 2010-2020

En esta ocasión viene de vuelta y fuerte. Abrigos, pantalones, blazers, chaquetas, capas, ponchos, trajes a juego y print on print traen la estampa de pata de gallo que oscila entre formatos más pequeños hasta versión XL. Primará el blanco y negro, pero –afortunadamente- se actualiza con versiones más coloridas e incluso en tonos pasteles, como la apuesta de la marca de Chiara Ferragni que nos encanta, porque se atreve a desmarcar la estampa del frío, con conjuntos en materiales más delgados y primaverales.

Chiara Ferragni Collection
Chiara Ferragni

¿Cómo llevarlo en 2019 (y para el invierno 2020)?

Con los clásicos abrigos, combinado con prendas de cuero, más sutil en aplicaciones en mangas o en el torso, en faldas y/o pantalones. Ten en cuenta que las versiones XXL aportan volumen. Si te marea este tipo de estampado intenta combinarlo con prendas más relajadas como jeans clásicos y camisetas básicas de colores neutros o llévalo al extremo combinándolo con estampados contrastantes como florales para un efecto más moderno.

Atrévete también con sus versiones más coloridas; rojo y azul, verdes, celestes y hasta rosas son ideales nuestros días de transición a la primavera. Firmas como Gucci o Chanel potenciaron combinaciones más coloridas en sus pasarelas otoño/invierno 2019-2020 y aunque lo más inmediato es que lo veremos pronto en el invierno Europeo, no nos cabe duda que el próximo invierno lo vestiremos con pied de poule.