TREND ALERT: El gran revival de los collares de mostacillas

Si el verano pasado fue el turno de las conchitas, esta vez el protagonismo se lo llevarán las mostacillas de colores. Tal cual las recordamos de nuestra época escolar, estas pelotitas prometen encender a todo color esta temporada, y por supuesto, sin límite de edad para llevarlas.

Instagram fue el encargado de encender la luz de alarma sobre esta tendencia, que por eso días ya se ha convertido en una propuesta viral de las redes sociales. Hechos de diminutas bolitas de colores sobre un hilo transparente, y con aplicaciones como medallas, perlas, letras o conchitas (que mantienen su vigencia), estos coquetos collares se han convertido en una pieza clave en el joyero de varias influencers de la industria.

¿Qué tienen de especial? Su simpleza, y a la vez la energía que aportan, sumando un aire naif a looks súper modernos. “Este tipo de collares pueden ser usados de dos maneras: para levantar un look que es muy neutro y plano, o también para recargar aún más un atuendo. Respecto a la ocasión, yo no creo mucho en que hay cosas de día y de noche, creo más en las combinaciones armónicas, y este collar es un buen elemento para lograrlo”, explica la productora de modas Ita Pavissich.

Además, si bien marcas exclusivas (Isabel Marant, Anni Lu, Roxanne Assoulin, entre otras) ya los tienen entre sus propuestas, también lo verás en opciones lowcost. Hemos encontrado alternativas handmade que nos encantan -en Chile los hemos visto en las cuentas de la stylist Valentina Ríos @lefreakeschic (los hace ella misma)  y en @hangloosetienda-. Si te animas, son muy fáciles de hacer por si te sientes motivada en casa.

Collar Allegra en @Lefreakeschic

 

Mostacillas en @hangloosetienda

Hazlo tú misma

Para aventurarte en el Do it Yourself, solo necesitas un buen stock de mostacillas, hilo transparente, un broche y mucha creatividad. Si quieres bolitas de colores para regodearte, te recomendamos visitar la calle Rosas (entre Morandé y 21 de Mayo) en Santiago Centro, ahí encontrarás de todo ¡y más! para hacer tus propios collares.

A la hora de combinarlo, la premisa es atreverse a jugar con diferentes estilos; un buena idea es llevarlo ajustado al cuello y combinado con otros collares, para generar diferentes volúmenes y sumar atención a esta zona con un ‘mix & match’. “Hace rato que la moda dejó de ser tan estructurada, entonces creo que puedes llevarlo en un conjunto muy plano de día o en uno más de noche para generar un quiebre, como lo hacen los pantalones deportivos con stilettos, los jeans con tops de lentejuelas. La tendencia es generar esos quiebres, pero siempre logrando una armonía general”, dice Ita.

Y tu, ¿te atreves a quebrar tu look con esta entretenida explosión de color?