Esenciales de otoño: las ballerinas para combinar con TODO

Son IDEALES para usar con todo: jeans, shorts, vestidos y faldas. Las ballerinas brillan cada temporada por su versatilidad. Son cómodas, estilosas y elegantes. Por algo fueron las favoritas de estrellas del Hollywood de los años 50, como Brigitte Bardot y Audrey Hepburn.

La bailarina o ballerina es un zapato plano, sencillo y con el escote redondeado. Surge a partir del calzado que usaban las bailarinas de ballet en el siglo XIX, de allí su nombre. Una de las marcas con más famosas es Repetto, que creó sus primeros zapatos de ballet en 1947 (los que siguen siendo usandos hasta hoy en la ópera Nacional de París) y saltó a la moda en el ’56 de la mano de Brigitte Bardot quién llevó un par en la película Y Dios creó a la mujer, con el modelo Cendrillon, el cual sigue a la venta hasta el día de hoy.

Pretty Ballerinas con mayor historia y tradición, fueron pioneros en la fabricación de este tipo de calzado. Fundada en 1918, la firma española comenzó confeccionando exclusivamente zapatos de ballet, para luego aventurarse con zapatos para niñas, estrategia que la llevó a vestir los pies de las madres, lo que sería el comienzo de una fiebre por este tipo de calzado, que actualmente ofrece modelos y estilos para todos los gustos.

¿Por qué tanto amor por las también llamadas flats? ¡Son muy prácticas! Y además suman elegancia a looks sencillos. Estilizan las piernas, son delicadas, constituyen una alternativa a los tacones y se acomodan a una gran variedad de looks.

En 2016 fueron varias las marcas de lujo que se derritieron por el estilo, Céline (cuando aún llevaba tilde), Acne Studios y Valentino las llevaron en sus colecciones. Miu Miu propuso un modelo con correas y aplicaciones metálicas que vimos en todas las influencers y que fue imitada a más no poder. Todo esto las puso de moda otra vez, y desde ahí no han vuelto a bajar. Y no lo harán.

Las puedes llevar con jeans y una camiseta si quieres que se vea más elegante, con un vestido para duplicar su feminidad, con faldas y shorts y hasta como alternativa para vestidos de fiesta. El mercado ofrece opciones con punta redondeada, puntiaguda, con tiras, tachas, bordados y estampados de todo tipo.

Como cubren el pie, pero son ligeras, resultan una excelente alternativa para la media temporada como otoño y primavera. Aunque varias se atrevan para las temperaturas más extremas. A estas alturas, consideramos que toda mujer debiera tener al menos un par, porque vaya que resuelven con gracia y elegancia nuestros outfits.