Por qué fallamos en el cat eye: estas son las claves del éxito

Una de las técnicas de maquillaje más difíciles de lograr es el famoso delineado cat eye. O nos queda muy grueso, un ojo distinto del otro, la línea caída, etc. Por suerte, la maquilladora de Estudio Your Beauty, Daniela Alzérreca compartió las claves para lograr un trazo perfecto. ¡Manos a la obra!

1. Utiliza una cinta adhesiva para definir la dirección: elige hacia dónde quieres que vaya tu delineado y pega la cinta desde la raíz de tu última pestaña inferior hacia la dirección seleccionada (según el ángulo de la línea que quieras trazar). Si quieres ‘levantar’ el ojo hazlo hacia el final de tu ceja, y si lo que buscar es alargarlo, (ideal para ojos redondos) hazlo hacia tu sien.

2. Define hasta dónde va a llegar tu delineado y marca esa distancia en ambos ojos con un punto pequeño.

3. Comienza trazando una línea fina desde el lagrimal hasta tu última pestaña. Te recomiendo usar un delineador líquido o en gel con una brocha angular pequeña.

4. Dibuja el trazo que conecta tu última pestaña con el punto que marcaste. No te tienes que preocupar de que te quede perfecta esta línea, para eso pusimos la cinta adhesiva en el primer paso.

5. Haz la línea superior que va a conectar el punto donde termina tu cat eye con el resto de tu delineado. Mientras más cerca del lagrimal termines esta línea, más grueso quedará el delineado. Lo ideal es no pasarse de la mitad del ojo hacia adentro, y si lo quieres bien delgado llega hasta el último tercio de tu ojo.

6. Por último, rellena el ‘triangulo’ que se formó con estas dos líneas y ¡ya tienes tu cat eye! Solo te queda remover la cinta con cuidado y voilá.

 

Equipo de Cranberry Chic

Equipo de Cranberry Chic

Inspírate y descubre los mejores looks de las principales trendsetters de tu país. Descarga nuestra app o registrate en www.cranberrychic.com